NATIVO: De vuelta a casa de tus abuelos.

De esto que le pides al Universo un día: Por favor, por favor, un sitio chulo donde pueda comer comida auténtica, de toda la vida pero sin que sea pesada, que sepa a lo que me estoy comiendo y donde no pague la decoración del local ni la zona turística. Por favor.

Y entonces, ahí, enfrente de Aragonia, donde cada vez va a haber que moverse más, abren el Nativo y te encuentras en un local donde el estilo colonial te hace sentir como en la casa de tus abuelos del pueblo, pero en bien pensado. De hecho, hasta el baño, que es una réplica del de tu abuela, mantiene las puertas esas de cristal granulado que… sí, comprobado por fuera, es absolutamente opaco. Bien calculado hasta el mínimo detalle. 

Las sillas vintage de piel súper cómodas, las mesas con las patas de las Singer en las que cosían nuestras bisabuelas, los sillones y los butacones-taburete comodísimos… Y las lámparas de cesta, como las que hacían los artesanos en los pueblos antiguamente.

WhatsApp Image 2017-07-08 at 20.06.59

O sea, una vez estás como en casa, abres la carta y te encuentras con clásicos como la anchoa en salmuera con ginebra, qué saborazo; o los boquerones a la andaluza iguales que… EXACTO, los de tu abuela. Igual de ricos.

WhatsApp Image 2017-07-08 at 20.06.59 (1)

Pero espera que llega la versión tempura del tigre de mejillón de toda la vida, aunque con berenjena y sin cáscara… Y el increíble canelón que, honestamente, mejora la receta de mi abuela con infinita diferencia. Esa salsa de trufa, por Dios, esa crema de boletus, ese relleno estrella que… Mira, te invito a adivinarlo por ti mism@. Me lo agradecerás.

IMG_20170707_220013

Cuando tus paladar se recupere del orgasmo, sigue una ensalada con pollo, bacon ahumado y picatostes, con salsa de miel y mostaza, para aligerar…

img_20170707_2207541.jpg

Porque, señoras y señores, ahora vienen las brasas, una apuesta que también recupera la manera de cocinar de nuestros mayores. La lubina a la brasa sabe como si te acabaras de transportar al barco de Chanquete y te lo estuviera haciendo recién pescado.

IMG_20170707_222721

Y el plato estrella que es mortal. Te quieres, literalmente, morir de placer comiendo una de esas hamburguesas gigantes con queso de cabra y, ojo, un sofrito de tomate y cebolla en lugar de ponerlo crudo, que no tiene parangón con todas las hamburgueserías especializadas.

IMG_20170707_224001

Esa carne de La Finca es insuperable, podría distinguirla en una degustación de carnes sin temor a equivocarme, es única, cosa que puedes comprobar también en el tártar de ternera. Impecable, en serio, como para ser vegana, vamos.

WhatsApp Image 2017-07-08 at 20.06.35

Después de semejante ágape, los postres no sé si te cabrán, pero el sorbete de mojito entra solo. Y si no es digestivo, tienes que creer muy fuerte que sí y fijo que te sienta fenomenal, porque, simplemente y sin eufemismos, está cojonudo.

IMG_20170707_230509

Kike Júlvez y Carlos Vallejo han dado otra vez en el clavo cambiando, dentro de su buen gusto, el concepto del Marengo y La Bocca para recuperar la cocina española tradicional con ciertos toques contemporáneos, pero nada estridentes. La calidad de cada ingrediente salta a los cinco sentidos y, sin florituras ni aspavientos, consigue que te quedes repleto y extasiado a la vez. Algo harto difícil en un mundo la mayoría te da cada vez menos por más.

Gracias, gracias, gracias, Universo.

Advertisements

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s